jueves, 2 de octubre de 2008

Encuentros en "Los Patones"

Todo empezó un día cualquiera después de haber tocado fondo anímicamente... se habían juntado varios factores: heridas que no cerrarán nunca, estrés laboral, cansancio y sacar todo ello fuera de mala manera con quien menos se debe... No me levanté precisamente con muchas ganas de escalar ese sábado, más bien me hubiera quedado en la cama hasta bien entrada la mañana. El caso es que me levanté y que mi humor estaba de vacaciones. Gema llegó puntual, sonriendo como siempre y a lo largo del trayecto me fue lanzando cables para atemperar los ánimos... pasado el Circuito de el Jarama, la cosa estaba más suave y cuando aparcábamos en el "Parking de arriba" yo ya era yo, y de nuevo acumulaba motivos para sentirme en deuda con quien se pone en primera fila en esos días chungos. Ojalá conociese a muchas personas dispuestas a hacer eso por mí, lo cierto es que cuento con una y tengo la suerte de salir con ella.

cargados con las mochilas atravesábamos los sectores dirección al Maracaibo, cuando al doblar un recodo, una voz conocida me llama por mi nombre.

- Pasa Alberto... ¿cómo tú por aquí?
-Ey Gema, mira quien está aquí, Pablete, el Capitán Bultaco "in person"

No puedo decir que conozca mucho a Pablo, solo 2 días en un salto a Montanejos, pero joder, es de estas personas que deja sello y te alegras de ver. Tanto, que este encuentro terminó de enderezar las cosas y cambiar el color del día.

Gema abandonaba por fin pesadas costumbres y finiquitaba los "Derechos de los Novatos" escalando de primera y al primer pegue. Por fin se había decidido a coger el toro por los cuernos y acometer proyectos a su altura sin recurrir a redes innecesarias. Su confirmación llegaría en "Obra de Jardinería" un Vº "pulido a espejo" al que asedió a pegues. Siempre de primera, creyéndoselo un poco más a cada pegue y motivándonos a los que hemos visto en primera fila crecer al mismo tiempo su motivación y el tamaño de sus antebrazos.

No había bajado Gema aun de "Los Derechos de los Novatos" Cuando Pablo y su dos colegas, el Dani y el Chemita, arriban al sector y lanzan un guante --"Yo quiero hacer ésta". Esta resulta ser "El viejo indecente". Un 6c del que ya había oído hablar en los mentideros verticales. Por ellos ya conocía que era una vía dura con un paso particularmente difícil. Una vía a la que ya había echado el ojo pero que todavía no me había decidido a probar...

-- Venga, ¿Quién es primero?... silencio... Chema y Dani acaban de salir de sendas fracturas en el pie que les ha mantenido muchos meses en el dique seco... Pablo mira lo bonito del paisaje y yo, bueno, pues me voy haciendo el ocho mientras intento no aparentar la tensión que siento. Metro a metro me voy metiendo en la vía, desflorandola, robándola el misterio... me llegan ánimos desde el pie de vía... Llego a pensar que no parece tan difícil... y finalmente me veo de lleno en el paso de la vía. Se me disparan las pulsaciones, no se si respiro, tanteo con los brazos buscando algo bueno que no existe y doy por concluido el pegue. Necesito serenarme y entrar un poco más en calor.

Pablo es el segundo en probar... sin dificultad llega la punto donde yo no pude seguir, se cuelga, estudia el paso una y otra vez... me empiezo a desesperar -- "Venga tío baja y luego le das otro pegue..." No me hace ni puto caso y cuando ya se sumaban a mis demandas Chema y Dani va y saca el paso aguantando el tipo hasta la reunión... le vemos bajar borracho de alegría, coger el movil y mandar un mensaje a Pep, "oye tío que estoy en Patones y acabo de escalar entera El Viejo Indecente"...

Chema quería darla un pegue al Tope Rope pero me colé vilmente. Me podía la ansiedad, necesitaba hacer esa vía cuanto antes para beber de lo que había emborrachado a Pablo. Cuando llegué al paso me flashean todo tipo de sistemas para superarlo, pero me bloqueo y pido que me pillen. Cada vez estoy más ofuscado... Pienso en Chema que no va a poder meter su pegue al tope rope y lo intento pensando que como mínimo he de darme un buen vuelo para no quedar como un gilipollas. Sorpresivamente, el paso me sale y encadeno el resto de la vía hasta la reunión... La vía es MUY buena, pero la motivación para resolverla no procedía del reto que suponía para mí, sino de no dejar sin el tope rope a Chema y eso me hizo bajar contento, pero no tanto como Pablo.

Chema la probó después. Su pegue va de más dubitativo a correr por la vía y mearse el paso ¿¿¿!!!??? No es un principiante... es un peaso bicho que vuelve a las andadas tras las penurias de su lesión. Baja con la mirada del tigre y la sonrisa de oreja a oreja, acaba de recuperar toda su motivación y parte de su confianza.

Dani cierra la ronda. Esta en una fase anterior en la recuperación y no supera el paso, le da algo de bajón... Son muchos meses parado y a veces los primeros pasos son muy pequeñitos... Lo se por propia experiencia.

Como no podía ser de otro modo, acabamos todos tomando las pertinentes vituallas en el Manolo, buen rollo por todas partes y pena al despedirnos... Quedaba mucho día y muchas cosas por hacer que nada tenían que ver con la escalada.

5 comentarios:

Nell dijo...

jo nene... como nos exigimos eh???...

besicos.. a ver si se ve la luz...

un abrazo...

Anónimo dijo...

Oleeeee!!!!!
Esa nos la encadenamos del tirón ¡Vive Dios!
Un abrazo.
Pablo.

Fer dijo...

Muy bien contado.
¡Aúpa Gema!
¿Y qué decir de Pablete? Que nadie le gana en motivación y en la manera de contagiarla.
Sois unos maquinones.
Slds

Free dijo...

Joder, que lujo teneros por aquí a los tres.

Me exijo, me exijo muchísimo Nell, para que por lo menos, si las cosas salen mal, la media no baje del 5.

Que Pablo es un gran motivador, lo voy sabiendo ahora, pero sobre todo, lo que "canta" es lo bonachón que es, y la santa paciencia que le acompaña.

195 vías encadenadas Pablo, espero que "El viejo indecente" sea la siguiente o una de las siguientes ¿os animáis a probarla/doblegarla este sábado?

Un abrazo.

Pokol dijo...

Con esfuerzo no hay nada imposible!

Besos