lunes, 3 de marzo de 2008

1 de marzo

8.00 de la mañana, el despertador intenta cumplir con su función, pero cuando escupe su zumbido yo ya estoy despierto. Es sábado, tengo muchas ganas de escalar y acabo de cumplir 34 años. Sin remolonear me doy una ducha, me visto y me hago un buen desayuno que degusto tranquilamente.

9.05 Jorge sale de la boca del metro de Estrella ¿Qué pasa bicho? -Tienes la mirada del tigre. Sí tío, hoy nos hartamos a encadenar.

9.20 Llegamos a casa de Gema. Le hago una perdida. Tarda en venir. Jorge sale corriendo en busca de un paquete de tabaco y una barra de pan.

9.30 Conseguimos juntarnos los tres en el coche, hago las presentaciones y pongo rumbo a la Pedriza. Cogemos la M-40 porque en la entrada veo señalizada la carretera de Colmenar y nos acabamos dando un rulo del copón. Jorge me dice al menos 235 veces que él ya me había dicho que cogiéramos la M-30. Le doy la razón las 235 veces.

10.25 Barrera de acceso a Canto cochino, fila interminable de coches... Tres coches más adelante está Nell con Sergio y Blanca. Nos saludamos, presentamos a Jorge y reconsideramos ruta de acceso.

10.35 Aparcamos en el Tranco y nos ponemos a andar por la senda paralela al río.

Sendedro del Tranco foto by Nell http://nellescalada.blogspot.com/En un corto paseo nos situamos bajo la Oeste de la Tortuga, junto al hito de piedras que marca el principio del "sendero" que lleva al Collado de Tres Coronas. Iniciamos la ascensión. A medio camino me acuerdo de que había quedado en verme con Javi en Cantocochino. Él ya iba con alguien y solo se trataba de saludarnos y de quizás compartir sector, pero me agobia que me pueda estar esperando, trato de llamarle pero está sin cobertura. Bajo a por él, sabiendo que no va a estar, pero necesitando descargar mi conciencia. Jorge, Blanqui y Sergio siguen subiendo, Gema y Nell me esperan allí mismo. Bajo y subo corriendo, pero también disfrutando, al fin y al cabo, lo que entra en mis pulmones es aire de calidad y no el garrafón al que estamos acostumbrados. Resoplando me reúno con Nell y Gema.

Me encantan las aproximaciones en la Pedriza. No hace muchos años los domingos los dedicaba con María y Lola a recorrer andando todos sus confines. Eran años felices que ingenuamente creía que difíciles. Hoy todas las piezas de aquel puzzle han tomado caminos divergentes. Solo quedan recuerdos que no me puedo arrancar, con los que he de convivir. La vida sigue y si te paras te mueres vivo. El presente es el sendero que sube al Collado de Tres Coronas y la gente con la que voy a escalar hoy. Es un gran presente, me gusta, soy afortunado pero quiero que de algún modo presente y pasado se entiendan pues son piezas de una misma vida, mi vida.

Si digo que La Pedriza es maravillosa se que no descubro nada nuevo, que no digo nada que no sea una obviedad, que ni siquiera soy original... Pero es que no me canso de ella, de sus rincones, de sus canchales de sus arroyuelos... Te pones a andar y a cada paso tienes más energía, mejor humor, estás más vivo.

Nos encontramos a Sergio, Blanca y Jorge comiendo y preparando el material. Han elegido un canchal con tres vías de pura adherencia, "Moreno Tropical" (IV+), "El mensaje del mago" (6c) y "A.J.A. Power" (V).
AJA Power Foto by Nell http://nellescalada.blogspot.com/probando la salida del Mensaje del Mago Foto by Nell http://nellescalada.blogspot.com/














Sergio vuela sobre el Vº asegurado por Nell mientras Jorge hace lo propio en el IV+ asegurado por Gema. Cuando para la música, cambian las parejas y ahora es Gema la que escala asegurada por mí. La vía no es difícil y asciende sin inconvenientes. Cada día sorprende con algún gesto nuevo, se nota que empieza a disfrutar de lo que hace... Cuidado con esta droga, es de rápida adicción y produce profundas alteraciones de conciencia...

"A.J.A. Power" es una placa con un par de pasitos de adherencia cuya complejidad solo es visible si se escala de primero. "Moreno Tropical""" ni siquiera ofrece momentos de duda ya que, aun siendo placa ofrece ñapitas, regletas, garbancitos y demás opciones en todo su recorrido.

Uno a uno las fuimos probando todos, Jorge no. Se plantó tras la primera y dejó más que claro que la adherencia no es que no le seduzca, es que no quiere nada con ella.

Estaban así las cosas cuando probé "El mensaje del mago" (6c) con una entrada dura pero factible con algo menos de calor y con un compi menos frustrado con el que aburrirla a pegues.

Por dar gusto a todo el mundo me fui con Jorge a un pequeño bloque, justo a la izquierda, con dos vías de canto, "Cago en Cristo luego existo" (6b) y "Siente el metal" (6b+). La primera cae de nuestro lado al 2º pegue. No es gran cosa, 3 chapas y la reunión, pero hay que usar unos movimientos muy específicos y es divertido averiguar cuales son. Nell escalando en Moreno Tropical foto by Gema

"Siente el metal" es algo más complicada y tiene un chapaje comprometido en el que si fallas con la cuerda picas suelo. No le dimos más oportunidades que el primer pegue... Apetecía estar con el grupo y volvimos al redil dejándola viva. Jorge escaló con Sergio y Blanqui la "Fisura Inés Rodríguez" y yo con Gema y Nell "El blues de los ojos bonitos" (6a).

Esta vía nos la había recomendado todo el mundo. Los bloggers más veteranos la habían puesto por las nubes... Fer y Asun te lo cuentan desde su punto de vista en sus respectivos blogs, el Chavo preguntó por ella y Estanis, el hermano lolo de Jorge, también nos la había puesto en el "road book". "El blues de los ojos bonitos" no es una vía deportiva ya que solo cuenta con 3 parabolt de los que protegerse en su primera mitad... El resto corre de nuestra cuenta y de los friends que creas que debes meter... Según algunas guías con uno basta... Yo metí hasta 3 y no me sobró ninguno. La vía tiene dos partes, la primera, protegida con parabolts, recorre de principio a fin una fisura que a veces se ciega y que nunca llega a ofrecer asas de las que sostenerse... En todo momento hay que colocar bien pies y manos porque ningún agarre es por si solo suficiente para sostenernos, también hay que jugar con la carga de pesos para sacar el máximo rendimiento a las presas que van apareciendo en la fisura. Después de chapar el último parabolt aun quedan un par de metros hasta la laja que acaba transformándose en bavaresa y que supone la segunda parte de la vía. En esta parte yo iba acojonado, una vez que alcanzas el principio de la laja te sostienes bien... pero de nada neto. A partir de ahí se progresa iniciando una travesía a la derecha que deja el último chapaje cada vez más abajo y a la izquierda. En caso de caída, esta no es limpia así que me ando con mucho ojo... En cuanto veo la primera posibilidad intento meter un friend... No estoy habituado y advierto a los de abajo que cuidadín por si se me escapa de la mano. Me equivoco de talla y pruebo con otro más pequeño, tampoco es que entre muy bien... estoy tan cagado que le pregunto a Nell que es quien me asegura, si tengo alguno más pequeño por algún lado... No sé ni que me dice. Finalmente dejo el anterior lo mejor que puedo y aunque no me da mucha seguridad tiro pa’ lante. Enseguida la laja se va separando de la pared convirtiéndose en una fácil bavaresa, meto otro friend, este entra bien a la primera, cerca de la reunión meto otro más... Los friends estaban chapados con cintas exprés cortas y al final la cuerda deslizaba con muchísimo rozamiento. Hacer estas cosas sistemáticamente bien, también requiere su práctica. Cuando alcanzo la reunión me relajo y siento que ha merecido la pena, pero... ¿Es para tanto? Mi valoración es que no es una vía al uso, hay que progresar usando movimientos poco habituales, y luego está la parte a proteger con friends... Una pequeña vía clásica del tamaño de una deportiva. Exige tantas cosas distintas a nivel básico que acaba no resultando fácil. Sí, me gustó, me gustó muchísimo, pero solo la disfruté a partir del momento en que pasé la cuerda por los mosquetones de la reunión.

El miedo es una sensación contagiosa, después de las manifestaciones de terror que yo había ido emitiendo durante la vía, Noelia estaba ya vencida antes de empezar. ¿Cómo iba a convencerla de que no era para tanto? En ese momento carecía de credibilidad y a pesar de flashearle los pasos no me hacía ni puñetero caso. Después de probar mil cosas se dio por vencida con un pequeño vuelo de por medio y bajó algo decepcionada consigo misma.

Gema también la probó y dársele mal no se le dio, simplemente era de una talla un poco grande para ser el tercer día que escalas en tu vida.

Echamos el cierre a la jornada metiéndole el pegue definitivo a "Andrómeda" (V+), la vía más clásica del sector, que en la anterior visita me tumbó dos veces por ir mal de coco (¿ves Nell? A todos nos pasa), cayó en ese pegue, lo cual no quiere decir que fuese cosa fácil. Fui muy tenso, me acordé tarde del casco que quedó a pie de vía y respiré al encadenarla. Otro buen ejemplo de escalada sobre adherencia pura.

Dejé la cuerda pasada por la reu para que la probara Gema al tope rope... El resultado, una sonrisa de oreja a oreja... pronto pasará de ser una chica que escala a una escaladora. El carné de escalador te lo expiden en la reunión de la primera vía que escalas de primero y eso va a suceder muy pronto.

Jorge y Sergio equiparon a pachas la "Fisura Inés Rodríguez", pero solo la encadenó Jorge y a vista… No le ví escalar pero si oí su grito de satisfacción al llegar a la reunión. Al irnos eché un ojo a la vía, bueno al víote. No hay prisa, ya me llegará el turno.

Cuando bajábamos decidimos tomar un camino más directo al parking de El Tranco, y hubiera estado bien si hubiera habido camino. A partir de un vivac muy elaborado al que Sergio se empeñó en llamar refugio, el sendero se diluye (o lo perdimos) y nos acabamos enriscando. La verdad es que me encanta probar itinerarios nuevos, así que yo encantado. Llenos de arañazos y cansados nos presentamos en los coches con el tiempo justo para llegar al Manín y mojar en cerveza nuestros éxitos y fracasos y también para celebrar los 34 palos que acabo de estrenar. Mejor compañía no se puede tener.
Celebración en el Manín, foto by Nell http://nellescalada.blogspot.com/

7 comentarios:

elchavo dijo...

Felicidades Albertooooooooo!!!34 palos!!!no los aparentas tio!!!

Y gracias por el Link...joder tio estoy deseando poder ponerme bueno para escribir de encadenes,escuelas,vias,etc,etc...

Esta semana ya empiezo con masajes en el tobillo...asi que si todo va bien...al chorro en semana santa casi seguro!!!

Tus planes para semana santa???

FreeClimber dijo...

Hola Chavo, el Kun Agúero se recuperó del tobillo justo para el partido del Barcelona y mira la que lió. A tí te va a pasar igual en el Chorro, llévate la libreta con muchas hojas en blanco que seguro que las rellenas todas.

Mis planes de Semana Santa se llaman "San Bartolo" escuelita de escalada de Cádiz, junto a Tarifa, en la Costa. La he descubierto en mi recientemente comprada "Guía de escalada deportiva de Andalucía"

elchavo dijo...

Ei tio...unos amigos mios fueron para allá el puente de mayo del año pasado...me dijeron que el entorno es espectacular y que la zona esta bien,pero que tampoco es la bomba...merece mucho la pena el sector mosaico.Las vias son cortas en general y requieren cierta adaptación,pq los cantos son tirando a pequeños.

Bicho...pues entonces...rumbo al sur los dos!!!!

Fer dijo...

Ante todo, feliz cumpleaños.
Te estás aficionando a Tres Coronas, ¿eh?
Lo del Blues... sin comentarios. Ciertamente es una vía atípica. Por eso llama la atención.

¡A ver cuándo quedo con vosotros!

Slds

FreeClimber dijo...

Chavo, tomo nota de tus sabias recomendaciones. Efectivamente rumbo al Sur los dos. Es que con el clima que nos viene encima probablemente no nos queden muchas más oportunidades este año.

¿Qué tal Fer? pues sí macho, me he aficionado tanto al Tres Coronas que he contado hasta las vías que me quedan por escalar allí hasta 6c, un total de 15 ¿Quién se anima?¿Te animas?

cesarob dijo...

Felicidades!!! Te gano por un año.
No pasa nada por la edad yo ahora escalo mejor que nunca :pppppp.
Fijate que hay peña con 60 tacos encadenando octavos...

En mi última salida pedricera hice 'el mensaje del mago'. Me pareció dificil de verdad (ya ya la había probado en alguna ocasión mas, sin exito). Me han comentado que es una vía a la que el calor le afecta bastante (vamos que puedes pasar de no encalomarte nada a ir corriendo; tenlo en cuenta). Es que es adherencia pura y dura toda ella.
Para mi, en ese grado (6b+/6c) es una de las vías de referencia en cuanto a escalada de adherencia. Ta claro.
Saludos!

FreeClimber dijo...

Cesar, me quedé con unas ganas terribles de machacarla a pegues, a esa y otras vías del sector... este domingo estoy libre, el sábado ya he quedado para ir a los Patons. ¿Se apunta alguien? Esta caída de temperaturas que está previsto que se suavice el domingo puede ser "el momento".